Sistema Informativo de la Televisión Cubana
Viernes22/09/201705:49 am
Negocian Tratado de Libre Comercio de América del Norte
Por: Redacción Internacional
16/08/2017

Ahora mismo conversan en Washington representantes de tres gobiernos. Estados Unidos, México y Canadá negocian el Tratado de Libre Comercio de América del Norte.  El diálogo no será fácil, están en juego las relaciones comerciales de una de las regiones más competitivas del mundo, con 450 millones de consumidores, y un intercambio comercial valorado en 1,2 billones de dólares.  El intento de reformarlo no es para resolver el hecho de que la pequeña empresa mexicana se vea aplastada por las grandes multinacionales, o porque los productores agrícolas en México no sean competitivos, porque el mercado está plagado de productos estadounidenses producidos con alta tecnología, y con grandes subsidios, ninguna de esas son las causas de esta reunión.  Hace 23 años firmaron este acuerdo, y México ha visto sus exportaciones crecer, y su desigualdad también, ha reportado superávit, y pobreza extrema, y violencia.  Y una cosa es la macroeconomía, y otra distinta, la vida diaria de millones de mexicanos que escogen jugarse la vida en la frontera para huir de la pobreza y la narco guerra en la que viven.  El TLC parece un cuento de hadas.  Un comercio entre iguales, sin barreras, con bajos aranceles, libre mercado, pasamos de un lado a otro, y eso nos hará prósperos.  Libertad entre tres países que se pretenden iguales, pero no lo son.  Y nunca ha sido eso elemento en la discusión, no puede pensarse que el libre mercado será bueno entre un país del tercer mundo y el más rico del planeta.  Pero ese ha sido el camino, y cuando creíamos que México era la víctima y la que estaba en vilo por la dependencia a Estados Unidos, llegó el nuevo presidente estadounidense y ha dicho, oiga usted, que la verdadera víctima es Estados Unidos.  Lo nunca visto, pero en eso ha basado su plataforma política. Cuando uno lo oye, México es invasor, y roba empleos de los estadounidenses.  Y es cierto que las empresas con tal de producir más con menos costos, han movido sus fábricas a México donde tienen miles de empleados a los que no ofrecen más que bajos salarios.  Además Trump desconoce en su discurso político algo que está dominando el desarrollo: la tecnología, antes para producir algo hacían falta 10 personas, ahora quizás 1.  Ambos factores han ocasionado que comunidades obreras en Estados Unidos se hayan visto desempleadas en su totalidad, y se sienten abandonados por su propio gobierno, y ha sido combustible para la carrera política de Trump.  Nada de eso es culpa ni del gobierno de México, ni de los mexicanos, que las compañías privadas decidan moverse al vecino pobre del sur es decisión de ellas, y las regulaciones del TLC se lo facilitan.  Habrá algunos puntos en los que la conversación no será tan pacífica.  México tiene fábricas cuyos productos van casi exclusivamente para Estados Unidos y si aumentan los aranceles, no venderán igual, y se detiene el flujo.  Además discutirá los subsidios ilegales, y Estados Unidos afirma que ha de haber estándares laborales, no porque quiera que los trabajadores de las maquilas vivan mejor, o tengan seguro médico, sino porque si les pagan mejor, será menos atractivo para los inversores ir a México, y podrían regresar a Estados Unidos.  Y Canadá, con Justin Trudeau se alinea con los mexicanos para defender un mecanismo de resolución de conflictos de subsidios ilegales y dumping.  Hasta el 20 de agosto estarán dialogando, Estados Unidos ambiguo, como la Casa Blanca, México intentando mantener el orden de cosas, pero rápido, no quieren que sea debate en las presidenciales del 2018.  Una integración entre desiguales, que es lo mismo que la panacea para las empresas privadas, y en el medio, los de abajo que raramente llevan representante a Washington

Escriba su comentario




Comentarios anteriores

Archivo

Categoría

Subcategoría

Emisión

Autor

Palabras claves

Fecha

Suscríbase

Reciba nuestras principales informaciones

¿Qué ocurrirá con las relaciones Cuba-Estados Unidos con el gobierno de Donald Trump?
Participe en nuestra encuesta
Volverán a antes del 17D
Continuará el proceso pero más lentamente
Se producirá un estancamiento
Mejorarán